Skip to content

Mi hijo está malo

17/11/2011

¿Cuántas veces no decimos esto todos los padres durante el invierno? Yo lo digo mucho. Muchísimo. Más de lo que me gustaría. Lo cierto es que desde que Alberto va a la guardería, parece que va encadenando un resfriado con otro. No he sacado la cuenta, pero parece que está más tiempo resfriado que sano. Cuando tenemos suerte, sólo son mocos; cuando no, hay fiebre, bronquitis, otitis, un montón de -itis.

Al preguntar a su pediatra, nos dice que estemos tranquilos, que es normal. Que les pasa a todos los niños en esta época del año. Y al parecer es verdad. A muchos padres que conozco les pasa los mismo con sus hijos. Los que tiene suerte, eso, sólo mocos. Los que tienen menos suerte ya se conocen de memoria el camino al hospital, porque a resfriado que cogen alguno de sus hijos, viajecito que toca a urgencias.

Yo no me acuerdo de haber encadenado tantos resfriados de pequeño. Evidentemente no los podría recordar todos. Yo creo tener recuerdos (pocos y difusos) desde los 3 años o así. Y lo cierto es que no me acuerdo de haber estado en la consulta del médico semana sí semana no. Recuerdo vagamente las enfermedades infantiles: paperas, sarampión, varicela, alguna angina que otra, pero no tantas como la mayoría de los niños de hoy en día.

Es mi opinión que nuestro (cuando digo nuestro digo de la sociedad en su conjunto) afán por lo estéril y lo limpio está haciendo que los niños de hoy en día estén menos preparados para luchar contra las enfermedades comunes. Cuando yo era pequeño, no existían los aspiradores de mocos, el Apiretal ni el Dalsy. Y hemos sobrevivido. Y no conozco ningún caso, por lo menos cercano, de algún niño de mi época que haya tenido secuelas graves por un resfriado.

Eso sí, a ver quién es guapo que desoye a los médicos para con la salud de sus hijos. Yo no voy a ser desde luego. Aunque muchas veces me siento frustrado dándole tantos medicamentos a mis hijos, prefiero ser prudente con este tema.

¿Qué pensáis vosotros? ¿Son propensos a enfermar vuestros hijos? ¿Sois maniáticos de biberón hervido, o tiráis más hacia “un poco de vitamina M”? ¿A donde vamos a llegar con tanto medicamento?

Un saludo,

Christophe.

Anuncios

From → Blog

2 comentarios
  1. Laura permalink

    Hola guapo, querías que dijera algo pues aquí estoy…. sólo una cosa Alberto no va a la guardería está en el colegio jejejeje que ya es mayor como él dice.

    Pero bueno supongo que en esta época del año estas cosas son normales, los virus andan por ahí sueltos y entre unos y otros se lo van pegando…

    Que viva el VERANO!!!!!!!!!!!!!!!! Es el único momento donde todos los medicamentos de casa están guardados!!!!!

    Un beso.

    • batoncete permalink

      Pues sí, a ver si llega ya la primavera, el buen tiempo y el calorcito. Ya queda menos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s